Mostrando las entradas con la etiqueta Domesticación. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Domesticación. Mostrar todas las entradas

martes, 25 de octubre de 2016

Concurso de fotos sobre la milpa y una conferencia sobre evolución en maíz

Este viernes, 28 de octubre de 2016, cierra la convocatoria para un concurso para fotos de la milpa, que organiza la Secretaría de Agricultura. El temario incluye prácticas, pero también ritos agrícolas.

Puede participar cualquier persona que resida en el país, con la excepción de empleados de la Secretaría. Se pueden presentar de una a cinco fotografías, que tengan ciertas características que se explican en la convocatoria abajo. Deben ser de los años 2014 hasta ahora, e inéditas. Los trabajos hay que enviarlos por correo o mensajería o entregarlos en la Dirección General de Culturas Populares.

Los premios se darán a conocer el 6 de noviembre. Los primeros tres lugares tendrán como premio 40 000, 25 000 y 15 000 pesos.

Quizas tambien les interesa una conferencia que dictará el Dr. Rafael Ortega Paczka, experto en maices nativos, un día antes. Se llevará a cabo en el Posgrado en Genética, del Colegio de Postgraduados, a las 12.30, jueves, el 27 de octubre de 2016. El título es "Factores e indicios de conservación in situ y evolución bajo domesticación de maíz en México en el último siglo".


viernes, 20 de mayo de 2016

Video sobre el origen del maíz

Hoy les invito a ver un video muy bonito y bien hecho sobre la evolución del maíz a partir del teocintle, con explicaciones sobre los métodos científicos que se utilizaron para su investigación. John Doebley y Dolores Piperno son las estrellas, y está doblado en español. No se dejen asustar por el título medio amarillista. Desafortunadamente, no se entrevistaron a los maiceros mexicanos, pero por lo menos aparecen los murales del palacio de gobierno de Tlaxcala.




(vía Luigi Guarino)

martes, 23 de febrero de 2016

El origen de nuestros alimentos

Mucha gente no está consciente que nos alimentamos de una mezcla de plantas que originaron en todas partes del globo, aún si el alimento básico, en el caso de México el maíz, viene de nuestras tierras. Aquí hay unas ilustraciones que sacó el CIAT hace un tiempo que son muy didácticas.

Primero viene un mapa que muestra los centros de origen de los principales cultivos:


La siguiente figura muestra una estimación de los lugares que que contribuyeron los principales alimentos (para calorias, proteinas y grasas) en las diversas partes del mundo. Resulta que en casi todo el globo, alrededor de dos tercios de las plantas comestibles vienen de otro lado, así que somos muy interdependientes. Los áreas de origen siguen siendo las regiones con más diversidad genética, y donde se tienen que buscar los genes que confieren, por ejemplo, resistencia a enfermedades.


viernes, 31 de mayo de 2013

Botanas

De los periódicos y blogs:

Se están acabando los acuíferos - en E.U.A.

Riego en el desierto

Revalorar la labor del campesino, tarea de los nuevos chefs”: Petrini - estamos de acuerdo, ¿no?

Ustedes sabían que estamos tirando a la basura alrededor de la mitad del alimento que se produce a nivel mundial?

La New York Times tiene un artículo que tiene una tésis que es básicamente aceptable (que las plantas a menudo pierden nutrimentos menores y sabor en el transcurso de la domesticación y del mejoramiento, sobre todo el del tipo revolución verde), pero escrito de tal manera que deja mal sabor. El maíz fue un producto natural hasta que el ser humano metió mano a partir del siglo 19??? ¿De veras? Pueden leer una crítica en el Agricultural Biodiversity Weblog.

Cultivando verduras en costales en Bangla Desh - para tener verduras para una familia se requieren 8-10 costales.

El papiro no es solo para hacer papel.



De las revistas científicas:


Un estudio de la fertilidad de suelo (acceso restringido) y algunos aspectos de manejo en huertos familiares en Bélgica. No de diversidad, desafortunadamente.
 
Frijoles silvestres con su diverdiad tienen genotipos más resistentes a sequía (acceso libre) que los frijoles domesticados. Aunque no sé si realmente buscaron cultivares nativos en regiones áridas; nada más dicen que investigaron juegos representativos de ambos grupos de bancos de germoplasma.

¿Porqué estamos llegando a techos límite del rendimiento en plantas cultivadas? ¿Cuáles son los elementos y características de las plantas que influyen el rendimiento? El artículo es de acceso restringido, pero el resumen presenta esta tabla de los múltiples factores a diferentes niveles que afectan el rendimiento:
Factores que afectan el rendimiento de plantas (de Bossoreille et al., 2013)


La papa dulce o camote (Ipomoea batatas) al parecer fue domesticado dos veces (acceso libre) una vez en Mesoamérica y otra vez en Sudamérica. Se sugiere que tiene origen autopoliploide, derivado de un ancestro de tanto esta especie como de Ipomoea trifida.

Mapa de las colectas del germoplasma de la papa dulce y sus pariente (de Roullier et al., 2013)



Y sobre otros temas:

Factores de impacto de revistas son abusados como herramienta de evaluación en la ciencia, dicen los grandes y buenos ...

Perú está discutiendo una ley anti-comida-chatarra, que prohibe, entre otras cosas, la venta de comida empacada en las escuelas. No a todos les sabe sabroso.



martes, 7 de mayo de 2013

Las cuevas prehistoricas de Guilá Naquitz

El paisaje cultural de las cuevas prehistóricas del área natural protegida El Fuerte está situado en los valles centrales de Oaxaca, en el Ejido Unión Zapata, Tlacolula, en las montañas del sureste mexicano.

Se trata de un paisaje donde se encuentran evidencias antiguas de la dependencia del ser humano con la naturaleza, específicamente del origen de la domesticación de plantas en Norteamérica y por consiguiente al surgimiento de las civilizaciones mesoamericanas.

Paisaje cultural del Área Natural Protegida El Fuerte
El ANP El Fuerte abarca una serie de cuevas y abrigos rocosos que tiene restos de ocupación humana de tiempos prehistóricos. Se ha documentado evidencia cómo los restos de una gran cantidad de plantas que fueron usadas por cazadores recolectores, quienes encontraron la forma de iniciar el proceso de domesticación de especies vegetales que aun constituyen el alimento básico de los pueblos mesoamericanos.

Cueva Guilá Naquitz

Los estudios intensivos recientes en la zona reportaron más de 100 ejemplares que no fueron identificados en el proyecto de Kent V. Flannery en la década de 1960.

Además, en estos sitios destaca una importante diversidad de arte rupestre y material arqueológico documentados. Las evidencias culturales prehistóricas de este sitio se pueden clasificar en tres aspectos principales: la agricultura temprana, la industria lítica y el arte rupestre.

Interior de la cueva el Gringo

Abajo se ilustran tres olotes de Zea mays arqueológicos de Guilá Naquitz. Los analisis de las inflorescencias de estos especímenes indican una continuidad evolutiva a partir de la selección de teocintle domesticado por el ser humano, con una antigüedad de hasta 7000 años. Estudios moleculares y genéticos, además de las numerosas características morfológicas compartidas apoyan la teoría de que el maíz evoluciona a partir del teocintle.


Tres olotes de maíz encontrados en Guilá Naquitz

El marco natural de la selva baja caducifolia que forma parte de un paisaje  hermoso, guarda una gran lista de especies de plantas útiles, incluyendo algunas endémicas que hicieron y hacen posible la presencia humana y su interacción con el medio.

Mala mujer Cnidoscolus angustidens Torr

En esta zona se encuentran tres cuevas de importancia significativa para la humanidad. Por un lado se encuentran las cuevas de Guilá Naquitz (Piedra Blanca en zapoteco), destacando por los importantes hallazgos de restos de calabaza, frijol, chile y maíz con más de 7,000 años de antigüedad. Por el otro lado está la cueva de los Machines, es la que contiene la mayor cantidad de arte rupestre en su interior. En ella destaca el diseño antropomorfo de un jaguar. Finalmente, está la cueva de la Paloma con algunas pinturas rupestres.

Cuevas Los Machines y La Paloma
La domesticación de las plantas y el desarrollo de la agricultura temprana no puede ser conceptualizada como un único evento que se dió en un solo lugar y momento especifico Mas bien es el resultado de un largo proceso que se llevó a cabo a lo largo de miles de años y por lo tanto se produjo en un área muy amplia.

Este sitio ha mostrado la evidencia mas antigua de la planta de maíz (Zea mays) cuyo cultivo consolidó mas tarde el desarrollo de las civilizaciones prehispanicas.


Diversidad genética de maíz en la actualidad 


Referencias:

Flannery, Kent F., 2009. Guila Naquitz: Archaic Foraging and Early Agriculture in Oaxaca, Mexico, Updated Edition. Left Coast Press, Walnut Creek, CA.
Benz, Bruce B., 2001. Archaeological evidence of teosinte domestication from Guilá Naquitz, Oaxaca. PNAS 98(4): 2104-2106.
Cnidus (autor anónimo), 2009. El huerto evolutivo (4): Del teocinte /teosinte al maíz. La evolución es una repanocha. Contribución en el sitio web La Ciencia y sus Demonios, consultado el 4/5/2013.

miércoles, 3 de abril de 2013

El olivo y México

Sabes cómo es una planta de olivo?

Mucha gente no está familiarizada con esta planta en nuestro país, a pesar de ser mencionada en la primer estrofa de nuestro himno nacional: “ciña oh patria tus sienes de oliva”. Esta alusión no es casualidad ya que esta simbólica planta tiene una larga historia en México y sobre todo en el Viejo Mundo.

Para identificar un olivo debes saber que pueden ser arbustos o árboles con un característico tronco grueso y retorcido Tienen copa ancha, sus hojas son opuestas, lanceoladas (con forma de lanza) y coriaceas (tienen consistencia similar al cuero) de color verde gris oscuro en la haz y pálidas en el envés.


Un olivo cerca de Lisboa, Portugal. Fuente: Wikipedia

Esta planta tiene un sistema de raíces muy desarrollado que le permite vivir en suelos poco profundos y bajo condiciones de aridez. Sus flores son pequeñas y blancas agrupadas en racimos, sus frutos son drupas verdes o negras en la maduréz que son conocidas como “aceitunas” de las que se extrae el valioso aceite de oliva. Un dato interesante es que estos árboles pueden vivir más de dos mil años.

Flores de olivo. Fuente: Wikipedia

Una drupa del árbol, mejor conocida como "aceituna", de la misma fuente

Pertenece a la familia Oleaceae y su nombre científico se escribe: Olea europaea L. y no Olea europea L. (les recuerdo esto porque es un error común incluso en textos científicos del tema).

De dónde viene el olivo?

A pesar que su nombre científico hace alusión a Europa, el olivo no es originario de ese territorio, sino que procede de una región geográfica que abarca desde el sur del Cáucaso hasta las altiplanicies de Irán. Se piensa que la especie silvestre conocida como “acebuche” (Olea europaea var. sylvestris (Mill.) Lehr) apareció en alguna parte de la cuenca mediterranea hacia el año 12000 a.C. Es posible que los primeros en cultivarlo fueran los sirios o los minoicos entre el 3500-2500 a.C.

Este árbol fue muy apreciado por los egipcios, judíos, cristianos y musulmanes por su aceite. El procesamiento (curtido) de la aceituna para comer inició en Grecia. Se explica de la siguiente manera: muchos olivos de esta región se encontraban a la orilla del mar, las aceitunas que caían en la arena pasaban meses en contacto con el agua de mar y se curtían de manera natural, así que los griegos sólo tenían que colectarlas de la playa.

Detalle de una ánfora griega del siglo VII a.C que muestra la recolección de aceitunas. Fuente: Sitio Sabor Artesano
Actualmente se cultiva en muchas partes del mundo y su producción se concentra en regiones ubicadas entre los 30° y 45° de latitud norte y sur, en zonas con climas de tipo mediterraneo caracterizados por un verano seco y caluroso e inviernos lluviosos.

De acuerdo con algunas estimaciones, en el mundo hay cerca de 1000 millones de olivos, en aproximadamente 10 millones de hectáreas, la gran mayoría son cultivados sin riego. El 98% se localiza en los países de la cuenca mediterránea, el 1.2% en el continente americano, 0.4% en Asia Oriental y otro 0.4% en Oceanía.

¿Cuál es la historia del olivo en México?

Los olivares fueron introducidos México en 1524 por misioneros franciscanos y jesuitas. En 1531 Fray Martín de Valencia estableció plantaciones en la zona de Tulyehualco, cerca de la actual Cuidad de México. Posteriormente se establecieron plantaciones en Texcoco, Chalco y más tarde en Jalisco, Baja California y Sonora en el siglo XVII, y más recientemente en Hidalgo (Valle del Mezquital) y Tamaulipas.

Fray Martín de Valencia, primer autoridad eclesiástica en la Nueva España llevó consigo plantas de olivo. Fuente: Comunión, órgano de la Diócesis de Querétaro


Durante la época colonial en México surgió una verdadera industria de procesamiento de la aceituna y la extracción del aceite, que eran productos muy codiciados entre los españoles. La proliferación de este cultivo fue tal en la Nueva España que la competencia de la producción española se vió comprometida y Carlos III expidió la Cédula Real del 17 de enero de 1774, en la que ordenaba a todos los virreyes no plantar viñedos, ni olivos en México. No conforme con esto, en 1777 expidió una nueva cédula ordenando la destrucción de todos los olivos existentes en estas tierras.

Una cédula similar a esta acabó con la industria del olivo en la Nueva España. Fuente: Wikipedia


Actualmente aún existen árboles de esa época que datan de los siglos XVI al XVII pero indudablemente, esta destrucción intencional influyó en el estancamiento del cultivo del olivo en la Nueva España y por consiguiente en el México actual.

Fue hasta 1975 que el gobierno mexicano retomó el impulso del cultivo extensivo del olivo. Para esto se publicó un estudio diagnóstico de la entonces Comisión Nacional de Fruticultura (CONAFRUT) que presentaba los requerimientos ecológicos y las zonas del país más adecuadas para este cultivo.

De acuerdo con el SIAP (Sistema de Información Agroalimentaria y Pesquera), actualmente la superficie plantada de olivo en México en el 2010 fue de 8928 ha, de las cuales 6817 se encontraban en etapa productiva y produjeron 27209 toneladas con un valor de 187.3 millones de pesos. Aunque conviene mencionar que la producción no es muy estable ya que en el año 2011 se cosechó menos de la cuarta parte de lo producido en 2010.

Lo bueno es que ahora podemos disfrutar productos nacionales de olivo de excelente calidad. Próximamente les compartiré el proceso de producción de aceitunas de mesa y de aceite, que llevan a cabo algunas empresas mexicanas.


Un campo de olivo en el Valle del Mezquital, Hidalgo



jueves, 15 de noviembre de 2012

Alimentos antiguos y la milpa

El grupo de Daniel Zizumbo y Patricia Colunga del CICY desde hace tiempo tienen interés en el desarrollo histórico de las poblaciones humanas de México, y su relación con la agricultura y costumbres. A veces sus escritos son algo especulativos, pero aportan datos e ideas novedosos. Por ejemplo, hace un tiempo (2008) publicaron un artículo sugeriendo que varias de rutas de peregrinaciones grandes actuales se derivan de rutas de migración de las primeras poblaciones humanas de la región (y subsecuentes rutas comerciales importantes).

Ahora se dedicaron a explorar la posibilidad que la milpa, esta combinación sumamente exitosa de maíz, frijol y calabaza, tenga antecedentes preagrícolas y precerámicas en la alimentación humana. Estudiaron las formas de aprovechamiento de plantas silvestres en la región donde presuntamente inició el sistema milpa, en el occidente de México. Concentraron en aquellas plantas y las formas de preparación que los propios pobladores de la región consideraban antiguas, y que eran posibles sin tener acceso a cerámica.

Formas de preparación de alimentos que no requieren cerámica: tostado, molido, hornos de tierra.

En el municipio estudiado, Zapotitlán, Jalisco, encontraron el consumo de 68 especies de plantas silvestres. De éstas, 13 eran ancestros o parientes cercanos de plantas domesticadas. Se preparaban de numerosas maneras, pero resalta la importancia de varios tipos de tamales y atoles, así como bebidas fermentadas y el secado al sol con rehidratación posterior.

La siguiente ilustración muestra las plantas principales, sus formas de preparación y combinaciones:


Propuesta para el sistema alimenticio arcaico para el occidente de Mesoamérica, derivado de usos actuales de plantas silvestres

Hay mucho más detalle en el artículo, que incluye una revisión bibliográfica de los sistemas de alimentación temprana. Es interesante también para aquellos que están interesados en el aprovechamiento de recursos silvestres. En el momento el artículo está accesible libremente, por una promoción del editorial. Cuando esto termina, pueden solicitar una copia a Daniel Zizumbo (zizumbodaniel@gmail.com) o a este blog (cuexcomate1@gmail.com).


Artículos citados:
Zizumbo Villareal, D. y P. Colunga García-Marina, 2008. El origen de la agricultura, la domesticación de plantas y el establecimiento de corredores biológico-culturales en Mesoamérica. Revista de Geografía Agrícola 41: 85-113.
Zizumbo Villarreal, A. Flores Silva y P. Colunga García-Marin, 2012. The archaic diet in Mesoamerica: incentive for milpa development and species domestication. Economic Botany, online first, Octubre, Doi: 10.1007/s12231-012-9212-5

lunes, 12 de noviembre de 2012

ExpresArte de la Tierra

El Sistema Nacional de Recursos Fitogenéticos para la alimentación y la Agricultura (SINAREFI) invita a una exposición y presentación de libro de mi colega en el Colegio de Postgraduados, Cruz García Albarado. Se llama ExpresArte de la tierra; es un tributo a los cultivos nativos de México, que son ilustrados con acuarelas y descritas. La cita es mañana, martes, 13 de noviembre de 2012, en el Museo de Antropología de la Ciudad de México a las 17 h.

Cruz es fitotecnista con un doctorado en Arquitectura del paisaje, pero también se dedica a la expresión artística bajo el nombre Cruzgaali. Pintó el mural grande en el edificio principal del Colegio de Postgraduados. Aparte de la presentación del libro, también se podrá ver obra plástica de él.


viernes, 28 de septiembre de 2012

Botanas para el cerebro: noticias sobre domesticación

A continuación les presento algunos artículos que tienen que ver con la domesticación de plantas, y que atravesaron mi pantalla en esta semana.

Se publicó una revisión importante sobre la domesticación de plantas, y es de acceso libre. Para 203 especies domesticadas, tanto mayores como menores, se indaga y compara el centro de domesticación, las características de las plantas, los ancestros silvestres, las fechas de domesticación, usos tempranos y actuales. Se muestran algunos cambios en las tendencias a lo largo del tiempo, y también que algunos síndromes de domesticación no son tan universales como se pensaba. Tiene estadísticas e ilustraciones muy interesantes y bonitas. Vean, por ejemplo, esta ilustración, que muestra la proporción de diferentes características entre las plantas domesticadas a lo largo de los últimos 10000 años:



Salió evidencia molecular que se domesticó el frijol comba o lima varias veces en diferentes regiones. Parece que un centro está en el occidente de México - como para varios otros domesticados mesoamericanos -  otro la región entre Guatemala y Costa Rica, y el tercero en los Andes.

Los frutos de Phaseolus lunatus (frijol comba o lima) silvestre, cerca de Guadalajara.


Se trazaron los cambios agronómicos, morfológicos y fisiológicos en los cultivares de soya liberados entre 1923 y 2005 en China.  El rendimiento se duplicó, más o menos, en este tiempo, y se acortó ligeramente el ciclo de vida. Hubo varias características que aumentaron (como la tasa neta fotosintética) o que bajaron (como el área foliar). Pero, el resultado más importante fue que el aumento en rendimiento estaba acompañado con un aumento en el uso de agua, o sea, bajó la eficiencia de su uso.

¿Cuáles son los cambios del genoma de maíz al seleccionar las líneas de maices de alto rendimiento en E.U.A?. Al parecer, el aumento en rendimiento se basa en la selección y recombinación de algunos alelos relativamente comunes.

Una pre-publicación en arXiv examina la introgresión genética entre el teocintle de los valles altos (Zea mays ssp. mexicana) y el maíz domesticado. Se encontró que el intercambio genético es extenso, y que el teocintle contribuyó alelos que ayudaron al maíz de los valles altos adaptarse a este ambiente.


(Varias gracias al Agricultural Biodiversity Weblog)

miércoles, 25 de julio de 2012

Razas de maices mexicanos

La CONABIO acaba de integrar información, mapas e ilustraciones sobre las razas de los maíces mexicanos nativos o criollos a la sección sobre maíz dentro de su sitio Biodiversidad Mexicana. Es parte de los resultados del megaproyecto sobre maíces nativos que se ha llevado a cabo en los últimos años. Quedó muy bonito. ¡Vayan a verlo!

Esto es la entrada a la sección sobre maices en la página de la CONABIO.


Quizás suena raro hablar de razas cuando hablamos de plantas. El término raza se utiliza por razones históricos: los primeros trabajadores sobre los maíces nativos lo utilizaron. También es útil porque es un término informal que no es regulado por la nomenclatura formal de plantas en general, o de plantas útiles.

Razas son grupos de maices que se relacionan por algunas características morfológicas y de clima, principalmente.  Las razas actualmente se agrupan en 8 grupos grandes.

Esta página da entrada a la información sobre los grandes grupos de razas.

También dentro de las razas puede haber variación considerable (incluso de colores o tamaños) a nivel local, los cuales corresponden a cultivares locales (variedades cultivadas, éstas sí reglamentadas por el código de nomenclatura de plantas cultivadas).



Esto es un ejemplo de una página sobre uno de estos grupos, los maíces de ocho hileras, que se presentan principalmente en el occidente de México. Las razas son ilustradas, y hay un mapa para todo el grupo.

Luego cada raza tiene su propia ilustración, mapa de distribución e información general.

Y esto son unos elotes occidentales deliciosos asándose. Foto tomado en un puesto carretero al sur del lago de Chapala, en octubre de 2007.
__________________________________________________

Actualización: Los peruanos recientemente también sacaron un cartel ilustrando sus razas de maíz. Y parece que andan con la idea que ellos son el país más diverso en tanto a esta planta. No creo que los mexicanos están de acuerdo, pero de todas maneras tienen maíces muy bonitos.


miércoles, 25 de abril de 2012

De arqueología y etnobotánica

El Castillo en la zona arqueológica de Chichen Itzá.
Foto de H. Vibrans

Si escuchamos en alguna conversación o leemos en algún lugar las palabras “arqueología mexicana”, sin duda evocaremos aquellas legendarias construcciones resguardadas en varias zonas arqueológicas de nuestro país. Estas magníficas construcciones representan tan sólo un pequeño legado que heredamos de los pueblos prehispánicos.

Posiblemente les resulte interesante saber que existe una herencia cultural que no siempre es perceptible pero que persiste hasta nuestros días aún en las ciudades más urbanizadas. Prueba de ello está en muchas de las plantas con las que convivimos diariamente. Quien haya comido en un mercado popular, ingerido un té medicinal o adornado sus jardines con plantas, seguramente habrá hecho uso, tal vez sin saberlo, del legado cultural prehispánico en torno a las plantas.

“Arqueología Mexicana” es una revista seria que ha divulgado el conocimiento y avances sobre esta disciplina científica entre el público en general por casi 20 años. La revista tiene una edición regular que se publica bimestralmente y una edición especial cuatrimestral. Puede adquirirse fácilmente en los puestos de revistas, librerías o a través de una suscripción. En varios números de la colección se encuentran artículos de interés para los seguidores y estudiosos de la agricultura tradicional, la etnobotánica, la comida tradicional y en general de las plantas útiles. Se pude consultar el contenido de todos los números en su página web www.arqueomex.com

En esta ocasión, se da una breve descripción del contenido de los números dedicados cabalmente a las plantas. Bien valdría la pena revisarlos para comprender y valorar esa herencia cultural que sigue siendo vigente en nuestra vida diaria. Les aseguro que se llevarán muchas sorpresas.


Edición regular


Volumen V, No. 25.El maíz
(mayo-junio, 1997)
No podía faltar en esta revista un número dedicado a tan importante planta, en el cual se explica mediante varios artículos su importancia (prehispánica y actual), origen y diversidad. Se dan detalles sobre el dios del maíz en las culturas prehispánicas y se narran diferentes mitos sobre esta planta. Un atractivo artículo sobre la tortilla y su elaboración engalana esta edición.

Volumen VII No. 39: Plantas medicinales prehispánicas
(septiembre-octubre, 1999)
Este número comienza dando un panorama sobre la evidencia y representación de plantas medicinales prehispánicas. Después se ilustra la importancia y evolución del conocimiento de plantas medicinales de la época prehispánica a nuestros días. Finalmente, se dan interesantes detalles sobre la participación de curanderos en un proyecto de investigación etnobotánica. Se incluye un pequeño catálogo ilustrado y un apartado con cifras relevantes sobre el uso de la flora medicinal.

Volumen X, No.57: Antiguos jardines mexicanos
(septiembre-octubre, 2002)
Un artículo introductorio nos acerca a la diversidad, usos y simbolismo de varias plantas de los jardines prehispánicos. Otro artículo recrea la diversidad y explica las funciones del jardín de Iztapalapa. También se ofrecen algunos datos sobre los jardines de los Cerros Tetzcotzinco y Chapultepec. Particularmente sobre éste último, se desarrolla su transición cultural e histórica de la época prehispánica a la actual. Entre las páginas se puede encontrar un pequeño catálogo ilustrado de las plantas ornamentales heredadas del México antiguo y una interesante nota sobre nuestro árbol nacional: el ahuehuete.

Volumen X, No.59: Alucinógenos del México prehispánico
(enero-febrero, 2003)
Su revisión es obligada si deseamos comprender el profundo significado cultural y funciones sociales en torno al uso de estas plantas en la época prehispánica y en los pueblos indígenas contemporáneos. Además, en varios artículos se explica su representación en la pintura, escultura y cerámica prehispánica.

VOLUMEN XIII, No.78: Las flores en el México prehispánico
(marzo-abril, 2006)
En este número se explica el simbolismo y mitología de las flores en el México antiguo y se ofrecen algunos detalles sobre su configuración en la pintura y poesía prehispánica. Además, se incluye una breve referencia de los dioses antiguos vinculados con las flores y se enumeran las especies representadas en la famosa escultura mexica de Xochipilli (príncipe de las flores). De particular atracción resulta un artículo que trata sobre las plantas ornamentales registradas en uno de los primeros documentos coloniales. Se incluye un pequeño catálogo ilustrado con fotografías y dibujos.


Edición especial

No. 32 Los chiles de México
Catálogo visual

Se inicia con una crónica histórica de este apreciado condimento, comenzando por la domesticación de la planta hasta la comercialización actual del fruto. Otros datos fascinantes como la toponimia en relación al chile, sus propiedades medicinales, la forma en que se mide su picor y su descripción botánica acercan aún más al lector a tan conocido fruto. La parte sustancial es un catálogo sobre 11 tipos de chile con una descripción que menciona los nombres comunes, el grado de picor, los usos y las zonas productoras, acompañado de excelentes imágenes muy ilustrativas. La edición termina con un listado de los nombres del chile en varias lenguas indígenas y un vistazo de su uso en la gastronomía mexicana.

No. 36 La calabaza, el tomate y el frijol
Catálogo
La edición contiene información sobre la impotancia prehispánica y actual, la domesticación, toponimia y documentación histórica en torno a estas tres plantas alimenticias. Para cada una de ellas existe un catálogo que incluye su descripción botánica, sus variantes, los nombres comunes, las zonas productoras, los usos (con énfasis en la gastronomía mexicana) y otros datos relevantes. Todo acompañado de excelentes imágenes y fotografías.

No. 38 El maíz
Catálogo visual

Por si no hubiese sido suficiente con el número de la edición regular dedicada a esta importantísima planta, la revista lanza el No. 38 de la edición especial que presenta un catálogo mediante el cual se puede conocer la gran variedad de razas de máices mexicanos con ilustraciones donde se aprecian sus características físicas. Para cada raza se mencionan su distribución y usos. Además este número incluye la descripción botánica, toponimia, historia, simbolismo y usos prehispánicos y actuales del maíz. Definitivamente este número no se lo pueden perder.


jueves, 29 de marzo de 2012

Una nueva publicación sobre el origen de la agricultura

Buscando más información reciente sobre el einkorn para la contribución de ayer, me topé con este excelente artículo reciente sobre los cultivos fundadores del Cercano Oriente (einkorn y emmer, ambos trigos, luego cebada, lenteja, chícharo, garbanzo y lino). El artículo resultó ser parte de un número entero de la revista Current Anthropology, dedicado al origen de la agricultura, del octubre pasado. Autores muy prominentes revisan los conocimientos recientes provenientes de muchos campos, arqueología, biología molecular, etc. El enfoque es algo cargado hacía el viejo mundo, pero también tiene dos artículos sobre América, uno de Dolores Piperno ("Los origenes del cultivo de plantas y de la domesticación en los trópicos del Nuevo Mundo") y Bruce D. Smith ("El contexto cultural de la domesticación de plantas en Norteamérica oriental"). Y lo mejor: ¡es accesible libremente! (pero cuidado, todo el número en pdf tiene 13 MB).

A continuación dos ilustraciones del articulo de Piperno sobre las regiones con domesticaciones de plantas:



miércoles, 28 de septiembre de 2011

Día Nacional del Maíz 2011

Mañana, el 29 de septiembre, es el Día Nacional del Maíz en México. Se prevén toda una serie de eventos. Destaca un foro que se llevará a cabo en el Jardín Etnobotánico de Oaxaca, donde se darán cita varios de los investigadores nacionales más destacados sobre el tema.



Maíces yucatecos, presentados en un concurso de maíz en Yaxcabá, en febrero de 2002


"El foro científico tendrá lugar en el Jardín Etnobotánico de Oaxaca el día 29 de septiembre y tendrá como objetivo difundir los avances de nuestro conocimiento sobre el maíz, tanto en México como en Oaxaca, y el riesgo que representa, tanto para la diversidad como para la salud humana, la utilización de variedades genéticamente modificadas. Las exposiciones artísticas serán inauguradas entre el 30 de septiembre y el 1 de octubre en diversos foros de la ciudad de Oaxaca."

Aquí está el programa, vía la página de la UCCS:

Programa tentativo:
Horario
Ponente
Título
9-14 hrs.
Dr. Alejandro de Ávila Blomberg, JEBOax
Introducción al foro: historia natural, maíz y civilización
Dr. Daniel Piñero Dalmau, UNAM
Diversidad genética de especies útiles en México
Dr. Angel Takeo Kato Yamakake, Colegio de Postgraduados
Origen y diversificación del maíz en México
M.C. Cecilio Mota Cruz, CONABIO
Avances y resultados del proyecto global de maíces nativos: una esfuerzo nacional para el conocimiento y conservación de la diversidad de maíz y sus parientes silvestres en México
Dr. Fernando Castillo González, Colegio de Postgraduados
Razas de maíz y su importancia en el desarrollo de la agricultura en México
Dr. Gabriel Ramos Fernández, IPN y Dra. Elena Álvarez Buylla, UNAM
Presentación del nodo estatal de la UCCS
14-16 hrs.
RECESO
16-19 hrs.
M.C. Flavio Aragón Cuevas, INIFAP y M.C. Humberto Castro García, Universidad Autónoma Chapingo
Diversidad de los maíces nativos de Oaxaca
Dra. Elena Álvarez Buylla, UNAM
Peligros, riesgos e insuficiencias del maíz transgénico en su centro de origen (México)
Dr. Porfirio Ramírez Vallejo, Colegio de Postgraduados
Comentarios de las variedades nativas versus variedades transgénicas
Dra. Taydé Morales Santos, Universidad Autónoma Chapingo
Comentarios a las propuestas de leyes sobre maíces criollos enviadas a la legislatura del Estado de Oaxaca

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Domesticación en diferentes partes del mundo

Acabo de participar en un taller organizado por la CONABIO sobre el tema de centros de origen de plantas domesticadas. Allí, Ana Wegier presentó unos carteles donde resumió lo que se sabe sobre la domesticación de especies importantes en los centros de origen, afuera de Mesoamérica. Me parecieron muy interesantes y útiles; cada cartel incluye una clasificación de los procesos de domesticación, las evidencias, refiere las dificultades y da referencias.

Aquí están (Anna mi dió permiso); hagan click sobre la ilustración para verla en grande. Colaboraron Xóchitl Damián, Sandra Petrone, Adriana Uscanga, Amparo Gaona, Marina Benitez-Kanter y Violeta Méndez.

Aquí se resumen los domesticados de Sudamérica: papa (Solanum spp.), cacahuate (Arachis hypogaea), yuca o mandioca (Manihot esculenta), oca-apiña (Oxalis tuberosa), camote o papa dulce (Ipomoea batatas).

De los domesticados del Medio Oriente se incluyen trigo einkorn y emmer (Triticum monococcum, Triticum turgidum), cebada (Hordeum vulgare), garbanzo (Cicer arietinum) y chícharo (Pisum sativum).

De África participan el cowpea (o caupi), Vigna unguiculata, el mijo (Eleusine corocana), mijo perla (Pennisetum glaucum) y sorgo (Sorghum bicolor).

Las especies de India y del sureste de Asia fueron el plátano o banano (Musa spp.), guandú (Cajanus cajan), mango (Mangifera indica), berenjena (Solanum melongena) y rábano (Raphanus sativus).

De China se revisaron el arroz (Oryza sativa), durazno (Prunus persica), soya (Glycine max), té (Camellia sinensis) y cebollín tropical (Allium tuberosum).